Visita Proyecto Patrimonio

Visita Proyecto Patrimonio
Letras.s5 cambió de dominio

sábado, 30 de noviembre de 2013

LINAJE DE MALDITOS, DE SADE A JIM MORRISON, por Mario Campaña


Considerados "malditos" por su conducta y sus formas creativas transgresoras, en este libro se analiza la vida y obra de diez artistas que desarrollaron su obra literaria a partir de una intensa consciencia acerca de "la realidad del mal".
Linaje de malditos ofrece un riguroso y apasionante retrato de escritores y poetas que convirtieron el exceso de la vida en una obra inmortal y cuyo legado ha contribuido de manera decisiva a la creación de la cultura y la sensibilidad críticas de Occidente.

¿Qué tienen en común el marqués de Sade y William Burroughs, Arthur Rimbaud y Jim Morrison, Charles Baudelaire y Leopoldo María Panero, Edgar Allan Poe y Antonin Artaud? ¿Y qué tienen que ver con todos ellos el conde de Lautréamont y Charles Bukowski? La clave se halla en una profunda reflexión acerca del mal.

A partir de esa idea central, Mario Campaña, autor de la mejor biografía en español de Baudelaire, traza diversos recorridos biográficos y analiza las respuestas extremas que estos grandes autores dieron a las preguntas que les planteó la existencia. Así, el lector descubre los abismos y resplandores de diez maestros de la transgresión que han seducido a inconformes y rebeldes por medio de un "largo e inmenso desarreglo de todos los sentidos".

Mario Campaña (Ecuador, 1959) ha hecho de la reflexión sobre la forma de existencia de los escritores rebeldes uno de los ejes de su trabajo. Poeta, ensayista, investigador literario y traductor, Campaña empezó sus trabajos biográfico-críticos con Francisco de Quevedo, el hechizo del mundo (Omega, 2001) y lo continuó con Baudelaire. Juego sin triunfos (Debate, 2006). Linaje de malditos sigue esa estela, llevándola hacia regiones más amplias y a este tiempo nuestro.

Compra el libro: http://www.megustaleer.com/ficha/9786073119733/linaje-de-malditos

El bosque sacrílego (Jean Pierre Duprey)



-NÚMERO 1: Cuando la araña habrá escupido tres veces, cuando habrá hilado su voz de tela tejida por sus muletas de trompetas, el mundo habrá cambiado de sentido y la tierra de nombre. Y ya oigo decir que la vanguardia del ejército de los cadáveres ha incendiado las tumbas y proclama la llegada de la libertad por el ataúd...


-NÚMERO 2: Tengo que coser los árboles para el velo de nuestra señora pues yo me proclamo sastre...(hunde su puñal en un tronco de árbol) Las hojas gritan y algunas ramas sangran...Pero este alcohol de cabeza de madera carece de sabor.¡Tengo sed!


-NÚMERO 3: Os saludo con todos mis colmillos; ¡y que la lepra consuma vuestros disfraces!(...)¡A la hora determinada de una cifra exacta que es XII -y esta hora no varía- aparecerá, en la encrucijada de los espacios que faltan, el caballero Sagitario cuya montura, la montura de espectro, pisa un sol de disco!... El resultado no está previsto, pero predigo en consecuencia el próximo fin de las hostilidades de la paz... Por lo demás, la batalla ya está rabiosamente emprendida y es la misma rabia de los cadáveres en libertad que lleva el viento bueno y malo.





NÚMERO 4: !Muy buenos días según la costumbre y las cortesías de perro! (...)


NÚMERO 1: La muerte no tiene importancia ya que no es más que una especie de genuflexión. Pero mi brazo ha chocado y mi cráneo me duele, abierto sobre un abismo en mi interior...

NÚMERO 2:...¡Igual que mis asas o, si prefieres, mis brazos! Me desvelan un vacío flotando dentro del vaso de mi cuerpo; ¡y pronto veré heridas en mis dedos o fuera! Pero ni sangro ni sudo...

...¡Pero cojeo! Y mi pata izquierda es demasiado corta para mí... (arranca su máscara y reaparecen todos sus rasgos de loco-furioso-como-cojo)

EL LOCO:¡Me falta un signo! Mi cojera es testigo.

NÚMERO 1: Sueño de vampiro...¡Cristal del mar y triple muerte en mis ojos! El viento nos construirá un edificio público y el cielo de la tempestad que se acerca será nuestra sala de armas. ¡Ven! ¡Con tu locura si lo prefieres, pero ven!

VOZ DEL NÚMERO 1: Llegamos tarde, pero ¡no importa!... Mordamos a los muertos y hagamos a los vivos signos imposibles a los que atribuiré, sin embargo, un sentido netamente negativo. La batalla está en su apogeo... Pero nosotros dejamos aquí nuestras insignias de perros...



Fuente: http://surderrame.blogspot.com/2011/08/el-bosque-sacrilego-jean-pierre-duprey.html

¿PAPASQUIARO O ZAID?, por Heriberto Yepez

¿PAPASQUIARO O ZAID?

La poesía de Mario Santiago Papasquiaro es más fea; la de Gabriel Zaid, más bonita. La poesía de Papasquiaro, sin embargo, es más novedosa: ninguna otra poesía mexicana se le parece. Causa molestia, risa, rechazo.

Zaid se parece a otras poéticas mexicanas; es un buen poeta convencional. Papasquiaro es un poeta no–convencional: defectuoso.

¿Qué es poesía? ¿Escritura que cumple y gusta a quienes esperan formas sublimes? ¿Escritura que rompe convenciones y gustará poco?

Históricamente la poesía ha sido ambas.

A muchos no gusta que eso sea la poesía. Elaboran fantasías en que la poesía solo es lo gustoso. ¿Lo otro? Infra, pseudo, no–poesía.

Aferrarse a gustos es aferrarse a berrinches.

¿Quiénes son los mayores poetas (en verso o no) de nuestras sociedades? Los que trabajan material popular con un grado suficiente (pero no excesivo) de nuevas técnicas estéticas. Shakespeare y Cervantes, Pessoa y Neruda.

La poesía de Zaid está hecha de palabras y formas de otros poemas y libros; la de Papasquiaro, de palabras y referencias callejeras, chilangas y contraculturales.

Zaid y Papasquiaro están lejos de ser poetas que la humanidad canonizará. Pero la tentativa de Papasquiaro se acercó más que la de Zaid a la poesía por la materia con la que trabajaba: el habla, lo bajo, lo nuevo, lo feo, que es la materia que poetizan los grandes poetas, como Góngora y Rimbaud.

La poesía de Zaid manejó pura materia ya literaria, ya precocida: poética porque otros ya la hicieron poética. Eufónico recalentado.

Ni la poesía de Papasquiaro ni la de Zaid me gustan. Me gusta la poesía de Lorca y la de Celan. Quizá, por encima de todo, Vallejo. Pero quizá me gusta porque fue uno de los primeros poetas que conocí y se quedó marcado en mi espíritu. Leerlo me exalta. Pero eso es solo un gusto personal. Nada relevante.

Como crítico, si alguien me pregunta qué poesía me interesa más ¿la de Papasquiaro o la de Zaid? Papasquiaro, evidentemente. Ahí se agita algo distinto, no logrado, lo larvario que me disgusta y disuade.

El éxito de Zaid en repetir patrones y vocabularios ya poéticos me parece menos poético que
el fracaso de Papasquiaro en convertir su nueva materia vulgar en poesía técnica o psíquicamente avasallante.

Schopenhauer tocaba la flauta. Pero al escribir era el más pesimista.

El crítico debe disfrutar a sus poetas favoritos; en unos pocos conocer el máximo potencial de lo poético hasta ese momento.

Pero al leer a los poetas de su propia época debe considerar aquello que no le resulta placentero, aquello que no corresponde a sus gustos, esa música que la tradición no le inculcó. Lo que su oído no aprobaría, el raro ruido de lo otro.


Los grandes poetas enseñan que la poesía puede ser un gusano. El crítico es aquel que logra separarse de sus gustos. El oro no es todo.

viernes, 29 de noviembre de 2013

POEMAS DE ELQUI BURGOS


                                                CAZADOR  DE  ESPEJISMOS



            con qué buen tino con qué buen tacto
            cauto extremadamente cauto hasta más no poder
desdeño lo inverosímil
            con cuanta previsión y sagacidad preparo mi espíritu
 para el asalto
            ningún cielo ninguna enormidad debe sorprender mis ojos
            el más encarnizado y furibundo no de alguna muchacha
 se estrellará en mi coraza
            lento lento y muy pausadamente permito que el mundo
 ingrese a mi casa
            y estoy a punto de creer que es mucho más hermoso
 que mis propios y secretos anhelos
            a punto de decir nosotros nuestro el intento
            ah frenético el manoteo de nuestras manos
 bajo la roja manzana
            y que conste los muertos
 no nos impulsan al sacrificio
            ninguna nueva variedad de jesuitismo
 nos hará sentir culpables
            alabado sea pues el supremo esfuerzo
 que haga nuestro el galardón
            bendito el nombre de mis hermanos
            hosanna hosanna soy tan feliz
 como el más intenso amanecer
en el corazón de un loco

            2


            vimos fieras y mordeduras
 el espeluznante intento de refrescar un espíritu
            observamos tu vehemencia palpamos tu sed
            tu alma reseca como tierra jamás visitada por la lluvia
            y te vimos de golpe morder el fracaso derrumbado
 bajo el peso del corazón
            di entonces desdichado cazador de espejismos
 a qué tanta obstinación
            a qué como astro desprendido acuchillarse la piel
 en este vano afán
            el de ser remolcado por el júbilo de los creyentes
 que pasan




            3


            a pesar que soslayo vejaciones
 relego ultrajes de la vida
            digo rata hombre alimaña he aquí el iluminado
            la conciencia que no se puede vivir sin que nada te apasione
            bien he comprendido la necesidad la urgencia
            un mito creencia y certeza de arañar
 algo verdadero
            no importa que en pleno salto mortal unos vampiros
 pigmeos horribles
            corten ojos y trapecio en el acto más cruel
 de ilusionismo
            no importa que entre mi deseo esfumen el manantial
que ahora espejea allá a lo lejos
            o el rato menos pensado cuando tú menos esperas
            mensajeros anuncien a tu puerta buenos
 y espléndidos augurios
            perdido cazador así es la vida
            terrible y a la vez inabdicable territorio
            por donde el más perfecto aullido  pasa y arrastra
            y cercena en mil tajadas el espejismo o estrella
 que perseguías
            estrella que rueda y rueda y siempre rueda
            en el vasto llano del descontento
            así es la vida mas ay de mí
 si nunca yo muriera



                                                W . C .



                        sorprendí a dios el etéreo
                        cagando en el w.c.

                        ¿ qué haces  /   qué haces ¿
                                    me pregunté  _______  dador de la vida
                       
                        sin darse cuenta sin percatarse
                                                            dios el etéreo
                                                            dios el formador
                        se construye un cuerpo donde habitar
                        un cuerpo a su imagen y semejanza
                                                y
                                         del inodoro
                        cuerpos insignificantes desechados por dios
                        emergen  -  reptan sobre la tierra
                                                cara al cielo revolotean
                                                invaden las aguas
                        y a voz en cuello pregonan que son el deshueve
                                                tremendamente macanudos
                        y a polvo reducen sus carnes
                                                a sí mismo se aniquilan
                                                sufren como enanos
                                                               y
                                                como condenados se aman
                        mientras el etéreo
                        solitario y tranquilo sigue cagando en el w.c.

                        temblándome las manos orinándome en los pantalones
                                                cogí mis ojos  /  arrojé mi alma
                        y como alma que huye del diablo
                        alejándome de mis iguales
                                                            corrí  /  corrí  /  corrí
                        a esconderme en las cloacas
                        sin el menor deseo de ser
                        eso que llaman
                                                rey de la creación




LIS  DE  ARENA



                        !  cómo nos mata la ausencia de los hijos
                        uno los cría para verlos partir  !
                                    vientos de agosto
                        arenales de la nostalgia mordiendo el corazón
                                    qué será de mí
                        quimérico ensueño del vacío
                                                con el brazo en alto
                        sin despedida y en la ventana
                                    petrificada
                        ay mi dios sin adioses
                                                gané mis hijos
                        a la vida y en la vida
                                                            fui perdiéndoles
                        ah diablillos diablillos
                        cómo los quise creciendo a mi lado
                        esperando
                                                lo que pude darles
                                                lo que nunca pude darles
                        naipes de españa
                        qué será de mí sin ellos
                                    vieja  /  abandonada  /  inconsolable
                        bajo rojiza tierra
                                                sol negro que alumbra
                        otras tierras y me desangra
                        oh inocencia pura
                        cartas con piadosas mentiras
                                                            has vuelto madre a nacer en mi hija
                        para detener mi lágrima
                                                            tus mismos ojos y tu sonrisa
                        y para detener mi lágrima y mi muerte
                                                            miel de flores silvestres
                        no basta el amor de los hijos
                                                            alegría nuestra
                        miles de años que se fueron
                                                necesito ver el mar
                        y si alguna vez volvieron
                                                estar cerca del mar
                        con algún recuerdo
                                                respirar el mar
                        con mujer  /  con hijos
                                                olas del mar de pakanamuc
                        volvieron a irse
                                                estallan sus rostros de espuma
                        y yo volví a bendecirlos
                                                            en mi alma
                        con mi fe y de acuerdo a mi dios
                        no quería que mis nietos
                                                            ven tikal
                        vivieran y murieran como animalillos
                                                            apúrate marinka
                                    sin bautismo  /  sin salvación
                        el agua del socorro
                                                            abre las puertas
                        de este mundo y tal vez del otro
                                    patas de alacrán  /  tenazas de cangrejo
                        clavándose en la nuca
                                                            dónde están
                                                            qué se ficieron
                                                los hijos míos
                        murmullo de voces
                                                            o dunas
                        que el viento cruel del desierto dispersa
                        para morir por aquí
                                                /  eso sí que no  /
                        para renacer por allá
                                    mis cachorritos  /
                                                                    lis de arena
                        miles y miles de años que se fueron
                        y a todos los bendije
                                                como quien se despide
                        con el brazo en alto
                        con el corazón en piedra        
                                                hasta nunca más  /  hasta nunca más
                        !  cómo nos mata la ausencia de los hijos
                                     uno los cría para verlos partir  !




                         EL BANQUETE

bello es un cuerpo en vida
             raíz de todos
                                     los cielos
único paraíso que ambiciono
si hembra
             viene de la noche
si macho
             viene a la vida
bello es un cuerpo en vida
si amoroso
             corre y salta
siente crecer su corazón / ilumina el día
             no engaña
                         ¿ qué quieren / los amantes / qué desean ?
desea siempre lo bueno
                         ¿ salud si desbordan de salud ?
tal vez lo que no tiene
                         ¿ vino si tienen mucho vino ?
y unas ganas enormes de gritar y reír
                                     ¿ qué celebran ?
que hasta la felicidad devuele
                         ¿ la ilusa búsqueda del amor ?
y salva del olvido de sí mismo
bello el cuerpo cuando el deseo llama
bello el comercio entre los cuerpos
bello el cuerpo enamorado de mi muchacha
             la tierra
                         se inclina
             el sol
                         dora y adora su piel
yo con entusiasmo
geranios siembro sobre el cuerpo de mi muchacha
             y es más grande el amor
que la infinita suma de mis besos
bello es un cuerpo en vida
bella la vida
             fabuloso río de aguas plateadas
bello el amor
bello el cuerpo cuando el deseo llama
bello el cuerpo dormido de mi muchacha
             gracia más tierna
                         roja rosa amorosa
incendiando el aire de mis sueños



Elqui BURGOS (1946), estudió literatura en la Universidad Nacional Mayor de San Marcos y Sociología de la literatura en la Escuela de altos estudios en ciencias sociales, París.

Ha publicado los siguientes libros :


-          Cazador de espejismos,  (México, Comunidad lationoamericana de escritores, 1974)

-          Sublimando al impostor, (París, Ediciones del correcaminos, 1985 )

-          El Cristo de Elqui, (París, Fondachao ediciones – Editions La porte, 2003)


-          Res mística, (U.S.A., Axiara editions, 2012 )

Más sobre Elqui:



domingo, 17 de noviembre de 2013

POETA HILDEBRANDO PÉREZ GRANDE RECIBE PREMIO Y HOMENAJE POR SU TRAYECTORIA

Su meritoria labor como investigador, docente y su quehacer como poeta le han valido a Hildebrando Pérez Grande, integrante de la Generación del 60, convertirse en ganador del Premio INTER ART 2013 “La pluma del oro”, del Consejo Internacional de las Artes. La ceremonia de reconocimiento se realizará el martes 19 de noviembre, a las 7 p.m., en la Casa de la Literatura Peruana (Jr. Áncash 207, Centro de Lima). La entrada es libre.

Hildebrando Pérez Grande ha dirigido diversas revistas culturales –actualmente tiene a su cargo la revista Martín- y codirigió por muchos años el Taller de Poesía de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos. En 1978, su libro Aguardiente y otros cantares, ganó el Premio de Poesía Casa de las Américas. En mayo de 2013, recibió en Cuba el Premio Internacional de Poesía “Rafael Alberti”, como reconocimiento a su “alta calidad lírica y por el intenso humanismo que conlleva su discurso poético”.

El siguiente es el programa del evento:

1.    Musicalización de dos poemas de Hildebrando Pérez Grande, por Margot Palomino.
2.    Conferencia “La poesía de Hildebrando Pérez Grande”, por Mauro Mamani Macedo.
3.    Recital de poesía con Marco Martos, Carmen Ollé, Ana María García, Ruth Hurtado Espejo, Rossella Di Paolo y Edgar Saavedra.
4.    Acto de reconocimiento a la labor creativa y docente del poeta Hildebrando Pérez Grande y entrega del Premio INTER ART 2013 “La pluma del oro”.
5.    Lectura de poemas de Hildebrando Pérez Grande.

6.    Brindis de honor.

domingo, 3 de noviembre de 2013

30 poetas / poemas de la Fundación Juan March


http://www.march.es/conferencias/poetas/?l=1

Con motivo de la trigésima edición del ciclo "Poética y Poesía" la Fundación Juan March ha preparado la presente publicación que evoca a los treinta poetas que han pasado por este ciclo. "Treinta poetas, sesenta poemas" contiene -en cada caso- un poema manuscrito y el audio y el texto de otro poema leído por cada uno de los poetas en las sesiones correspondientes.

Esta publicación digital permite el acceso directo a las publicaciones creadas para cada una de las sesiones así como al audio correspondiente. El orden de los poetas incluidos en la presente publicación corresponde al orden cronológico de las sesiones desarrolladas.

POEMAS DE LA ARGENTINA ANA ROMANO